jueves, 24 de diciembre de 2015

¿Versión tunera del "paquete"?



Ariel Sotolongo García es una de las tantas personas que en la provincia se dedican a grabar memorias, vender el "paquete semanal", quemar discos, junto a otros servicios como la impresión de documentos. Dicho así, pareciera que no posee algo novedoso para contar. Pero lo tiene, porque este Licenciado en Derecho, desmovilizado del Minint, anda soñando su propio paquete de información, uno de alto valor cultural, sobre todo de Las Tunas.
¿Un copiador que se preocupa por lo que sus usuarios copian?
"Desde el inicio, además del derecho de autor de los materiales, me preocupó lo que la gente consume, por eso analizaba la información en mi poder y hacía una selección; tampoco discriminaba tanto, porque no creo que el interés por determinado producto desaparezca eliminándolo, sino proponiendo algo en su lugar. Todos hablan del "paquete", pero casi nadie se dispone a ser la contraparte.

jueves, 10 de diciembre de 2015

ENCUENTRO NACIONAL DE JOVENES PERIODISTAS RELATORIA FINAL:



Durante los días 4 y 5 de diciembre del 2015, convocados por la UPEC, los participantes en el Encuentro de Jóvenes Periodistas vivimos dos jornadas de interesantes debates, en los cuales ilustramos nuestra realidad, problematizamos e hicimos propuestas en torno a tres ejes fundamentales: la participación en los medios y la UPEC, el liderazgo y la ética periodística, los que atraviesan el ejercicio de nuestra profesión.
Los temas analizados responden a la voluntad gremial de impulsar desde adentro un cambio estructural y cultural en los modos de gestión de la prensa en Cuba hoy.
El subgrupo de PARTICIPACIÓN coincidió en que transformar para bien la labor de los medios de comunicación y la gestión de la UPEC requiere del aporte y compromiso creciente de las jóvenes generaciones de profesionales. Sus integrantes consideraron que no en todas las redacciones los jóvenes son agentes de cambio, lo cual resulta imprescindible para promover las transformaciones deseadas.
Entender la participación de los jóvenes como un eje sustancial para avanzar hacia el cambio en la prensa, así como la importancia de contar con lectores, oyentes y televidentes para construir nuestras agendas garantizan parte de esa trasformación y del reto que pone ante nosotros esa palabra.

jueves, 3 de diciembre de 2015

La Upec dice: “Joven, construye conmigo”



Viviré, quizás, la última ocasión que me llamarán ante muchos: periodista joven. La Upec ha convidado a bisoños miembros del gremio a encontrarse, a decir lo que piensan de la organización, a que cuenten de triunfos y frustraciones en su corto tiempo laboral.
Nos llama a la opinión y el aporte; no solo a movilizar las fibras del periodismo cubano, tan urgido de estremecimientos y despertares, sino también a pensar en este país nuestro, que imagino, duerma cada noche con mucha sosobra bajo la almohada pues tiene ante sí disímiles retos, entre ellos ser una nación que no vea marcharse lejos a tantos de sus más imberbes hijos, porque según dicen: “Aquí no tenemos futuro”.
La juventud de hoy, acusada de poco comprometida con Cuba, no tiene mucha paciencia, ni quiere escuchar el discurso de “pasos al frente”. Son otras nuestras circunstancias, otros los contextos que nos han forjado, con carencias por todos lados, en el bolsillo, la mesa, el escaparate, y lo peor, en el alma, porque el “sálvese quien pueda” impuso su ley en ese grito de horror llamado Período Especial, y las secuelas deambulan entre nosotros y lo seguirán haciendo.

domingo, 22 de noviembre de 2015

Macho, varón, masculino ¿bailarín?

Los profesores pensaron que ahora sí: “El suceso del año pasado, con los seis niños de Puerto Padre que no quisieron venir, seguro fue más por la lejanía”. Esa esperanza se les coló dentro, aun cuando los instructores de arte lo expresaron muy claro entonces: “La mayoría no va porque sus papás tienen miedo que se vuelvan maricas”.
Responsables de hacer las pruebas de aptitud para entrar en danza a la escuela vocacional de arte El Cucalambé (EVA), los maestros estaban ante un grupo de varones más numeroso que del 2014, y creyeron que la historia no se repetiría. Pobres. Debían entrar ocho al plantel y en la actualidad a solo cinco encontraremos en las aulas.
Cuando ya habían pasado la prueba principal de condiciones físicas y notificado su gusto, unos 10 infantes se arrepintieron. Otra vez, en muchos casos, como fue comprobado por los propios examinadores, el padre se insultó al escuchar la idea de su hijo.
Comenzado el curso, la Dirección Nacional de la Enseñanza Artística le dio al centro tunero un tiempo extra para encontrar a los tres pequeños que faltaban en la matrícula. Allá marcharon otra vez los especialistas en busca de sus pupilos por diversos colegios, encontraron candidatos, y aunque esto parezca el cuento de nunca acabar, usted debe saberlo lector: nuevamente en casa creyeron a la danza una corruptora de la hombría.

jueves, 12 de noviembre de 2015

Familia Suárez: tejer, tejer y tejer



Umbelina toma en sus manos el premio que su familia tejedora obtuvo en el XVII Salón deArtesanía, inaugurado recientemente en esta ciudad; al contemplarlo se ve niña otra vez, con apenas 10 años, iniciándose en una danza singular que tendrá a la planta del anacahuita como la “prima ballerina assoluta”.
Vio a su mamá tejer, y seguramente nadie se sorprendió cuando la encontraron en el patio envuelta entre fibras y sueños de artista. Eso sí, en aquel momento hubiera sido pura conjetura que Umbelina Teonela Suárez Céspedes lograría que su descendencia también formara parte de ese aprendizaje natural, y lo convirtiera en modo de vida por más de medio siglo. Claro, nadie entonces podía saber que esa hoy,  es pura verdad.
Como tampoco podían sospechar que alguno de los suyos se resistiera al legado de varias generaciones. “Ella tejía y tejía y yo estaba muy convencido de que no perdería mi tiempo en eso. Luego, hace cuatro años, con lo del trabajador por cuenta propia, me dije: 'Voy a aprender'. Fui y saqué una patente, me puse a tejer y hasta a coser las piezas yo mismo”, cuenta Kerel Núñez Suárez, el hijo mayor de Umbelina.

jueves, 5 de noviembre de 2015

AHS: Música por todas partes



En un abrazo gigante, intenso, como si se quisiera poner toda la vida en sus horas, ha llegado la Jornada Entre Música, que organizada por la Filial Provincial de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) celebra desde el martes último y hasta el sábado la novena edición. 
La cita, en las más recientes convocatorias, ha ido perfilando con mejores luces sus conceptos y propuestas, para aspirar a una excelsitud que es posible, muy posible, y en ello no va solo tener más presupuesto, sino también, sensibilidad, cultura y sentido del detalle.  
Ahora reúne a invitados distinguidos de la talla de los cantautores Raúl Torres y Ariel Barreiro (Cienfuegos); más creadores de varios territorios, como Pinar del Río, Santiago de Cuba, Guantánamo y Granma, presente con su grupo Exulten.
Ellos se suman a los elencos locales de la Asociación y juntos conforman un programa que ostenta entre sus principales valores la diversidad de géneros, cuyas puertas abre lo mismo para recibir a lo más culto, alternativo que a lo tradicional.
Dedicada a la música de concierto y a los 20 años de vida artística del importante trovador tunero Freddy Laffita, la Jornada en el 2015 rubrica hacia ambas partes actos de justicia. Con la primera, porque en su seno esta provincia atesora mucho que mostrar, más en los calendarios recientes cuando nuevas generaciones, bien emprendedoras, la han hecho suya.
Con el segundo, porque sus composiciones las tararean por doquier en una suerte de delirio, aunque escasos fonogramas tengan registradas su voz, su estirpe de poeta, de bohemio soñador que con guitarra y versos-melodías le es suficiente para sentirse en la gloria. Porque desde aquí ha soportado todas la ventiscas, conformándose con poco, aunque merezca mucho.

viernes, 16 de octubre de 2015

Advertencia para Mandy

Amigo, ya nada será igual, lo sabes ¿no? No pensarás, actuarás, ni escribirás igual. Dicen que es como crecer de pronto y lo que antes veías como un riesgo inofensivo, ahora te parecerá la tercera Guerra Mundial.
Dicen que ya no hay noches tranquilas, ni ojeras de paso. Que sobran las dudas, los miedos, las incertidumbres, y faltan sin remedio las certezas.
Que uno sueña con dárselo todo, desde un caramelo hasta la luna, pero te debates en hacerlo o no, porque complacerlo en demasía puede llevarte a torcerle demasiado el rumbo, y convertirlo en alguien mezquino. ¿Qué raro verdad? Si al final los humanos siempre añoramos ser queridos por otros, complacidos por otros. Pero es cierto lo que dicen, no dejes de hacerle caso a esa tesis de la vida, publicada en el libro de la experiencia hace mucho, mucho tiempo.
Ha nacido José Adrián, y hay algo que él no puede saber aún: su papá ya es otro. No solo por ahora andar entre pañales (sucios, muy sucios) y biberones, sino porque dicen que tener un hijo es la ruptura más hermosa de la existencia, el “antes y después” esencial, un rayo en el pecho, un corazón a galope; la gloria, eso, la gloria más natural y a la vez, más increíble.

lunes, 12 de octubre de 2015

Jóvenes asaltan la vitrina del danzón

Que en Las Tunas exista una orquesta con un promedio de edad de 25 años, interesada en preservar algunos de los más tradicionales ritmos cubanos, especialmente el danzón, es una victoria aún no entendida ni alentada aquí lo suficiente.
El 2013 vio a Danzonera estrenarse frente a los participantes en el X Festival de Música Popular Barbarito Diez. Esta reportera estaba allí y fue testigo de la apoteosis del auditorio al constatar la osadía de los bisoños instrumentistas, que rompían esquemas y hacían polvo la condena a muerte del cielo donde reinara Barbarito Diez.  
Todos son egresados de la Enseñanza Artística y profesores en la escuela vocacional El Cucalambé, al frente de ellos, una dama inquieta y emprendedora, Ana Irma Pérez Perelló, graduada de Dirección Coral.
“Nos unimos para perpetuar el género, para sumar a su gusto a las nuevas generaciones, para que durante todo el año se escuche y baile danzón, y no haya que esperar a diciembre al Festival. Soñamos con que más artistas apoyen la  idea y podamos colaborar entre todos”, dijo a la prensa justo el día de la fundación.
Al Sol de hoy han escaseado los espacios y la sensibilidad de otros para promover su propuesta. De hecho, el grupo solo tiene una invitación fija, el primer jueves de cada mes frente a las columnas de la Plaza Cultural, a pesar de que la Uneac ha apoyado este nacimiento.

jueves, 8 de octubre de 2015

Palabra dada y… ¿leída?




Compromiso, vocablo que merece respeto. No podemos empeñar en vano nuestra palabra. Bueno, por lo menos eso fue lo que a mí me enseñaron desde niña.
Debemos ser muy cuidadosos con lo que prometemos. Es repudiable decir que sí solo por salir del paso y quitarnos momentáneamente de arriba el problema. Y digo momentáneamente, porque ese fantasma vuelve más tarde o más temprano y te pone sin misericordia ante tu falta de carácter.
Algo así está sintiendo el universo cultural tunero por la no publicación en tiempo de los textos ganadores del Concurso Cucalambé en Décima Escrita. Lo sucedido en este caso no es culpa de un juramento sin respaldo, hecho al libre albedrío, pues se trata de una lid que desde la década del 90 del pasado siglo ofreció como parte del lauro, la salida a la luz de los cuadernos premiados.
Aquí, el dilema tiene que ver más, a mi entender, con que los responsables del certamen: la dirección de Cultura en el territorio, la Casa Iberoamericana de la Décima y el Centro Provincial del Libro y la Literatura (CPLL), no se han unido lo suficiente en la lucha por sacar a flote los títulos. Y “bien” estaremos, como estamos, si dejamos el cumplimiento en las manos de los recursos que deben llegarle por la nación al CPLL. Provisiones que, pasado medio año, pueden perfectamente brillar por su ausencia debido a distintas causas.
Los lunares más estridentes respecto al tema en cuestión se evidenciaron a partir del 2013, cuando la joven Liliana Rodríguez mereció el “Cucalambé” y su obra Crepusculares solo ahora en el 2015 estará con amplitud entre los lectores. Problemas de diseño limitaron la tirada inicial y después la rueda de las carencias hizo de las suyas.

jueves, 24 de septiembre de 2015

Insensibilidad



Los artistas son personas sensibles, a veces hasta el extremo. Su cargada dosis de humanidad le es vital a cualquier sitio, porque sin ellos dejaríamos de apreciar en todos sus tonos el valor de lo bello. Martí los llamó los hombres sagrados de los pueblos.
Sucede a veces que este gremio encuentra trabas que no debería encontrar, porque justo están delante de quien debiera alentarlos y ayudar a materializar sus proyectos, en caso de que el diseño demostrara pertinencia. Sin embargo, la insensibilidad y el inmovilismo toman el mando y adiós a las ideas nobles. 
Entonces, el público termina siendo el máximo afectado, porque si los artistas son de casa, se desaniman y redireccionan sus energías, quizás para algo cada vez menos ambicioso en materia de influencia cultural; y si provienen de otro territorio, marchan para no volver, como supe partió el grupo Morón Teatro, insatisfecho con la atención dada aquí.
Desgraciadamente en mis labores reporteriles cada vez escucho con más frecuencia relatos de experiencias desagradables sufridas por los creadores, a partir de avisos que expresaron y no fueron oídos, presentaciones con carencias en los aseguramientos y no por falta de recursos, cheques atrasados por meses, premios silenciados, y más, mucho más.

lunes, 14 de septiembre de 2015

Tres paredes, del silencio al arte




Hace pocos días se cumplieron dos meses de sus apariciones. La 48 Jornada Cucalambena los trajo. Empiezan a resultarnos familiares y a servirnos como puntos de referencia si alguien busca una dirección: “Mire, doble por allí, donde está aquella pintura”.
Sus colores y formas, hechos para halagar a la belleza citadina, convirtieron a paredes intrascendentes en hogares del arte. La mirada se complace ahora con lo diferente y decorativo.
El primero vino rubricado por un hijo prestigioso de estos lares, Jesús Vega Faura (Chucho). La fiesta dedicada a Juan Cristóbal Nápoles Fajardo quiso darse el gusto de incluir en la fecha inaugural la apertura de su mural cerámico. El autor llegó a la cita auxiliado de muletas, se recuperaba de un grave accidente; pero muy lejos marcharon los dolores cuando sintió el cariño de quienes le felicitaron por la obra, justo después de decirle: “Qué bien estás”.
A la ciudad que lo vio nacer y formarse le dedicaría este obsequio, nombrado El Balcón. Resulta el más extenso realizado aquí (16 x 2 metros cuadrados) y lo podemos observar frente al Centro Provincial de las Artes Plásticas, con sus 800 losas, todas inspiradas en símbolos locales.
Allí están las rosas, frutos de la leyenda que las nombra como las plantas primigenias de esta comarca. Soplan al compás del viento las palmas, hijas de las campiñas, espacios de tradición custodiados en la tierra de El Cucalambé. Entraremos conmovidos a la Iglesia y visitaremos la Biblioteca tras alguna novedad literaria. Y por supuesto, no faltan las columnas rondando el paisaje, en clara alegoría a la arquitectura tunera.

jueves, 10 de septiembre de 2015

Tallador, ¡qué suerte!



Han pasado 22 años desde que a Rafael Antonio Santiesteban Ortega alguien le dijera: “El secreto de esto, es trabajar todos los días”. Por entonces lograba las primeras esculturas elogiadas entre amigos y colegas; impartía clases de Computación en el “Pedagógico”, haciendo honor a su título de matemático-informático, y la artesanía solo era hobby.
Sin embargo, él escuchó el consejo y no dejó ni en la fecha de su cumpleaños de tomar entre las manos un pedazo de madera, para convertirlo en las más variadas formas.
“Y es cierto, he podido experimentar que si trabajas constantemente fluyen las ideas, vas perfeccionando las piezas; incluso, creces interiormente, porque transformas el material, pero este hace lo mismo con uno; es un diálogo, tú das y recibes. De hecho, recibo más de lo que entrego, pues casi siempre estoy insatisfecho y busco superarme. Dentro, ocurren los cambios permanentes, porque te conviertes en mejor persona”.
Afirma Rafael mientras extiende la mirada al interior de la sede de la Asociación Cubana de Artesanos Artistas (ACAA) en Las Tunas, a la que pertenece con honores.
En la sala principal el público puede apreciar hasta finales de septiembre su muestra Estados de transición, inaugurada con motivo de la Asamblea de Balance de ese gremio, foro en el cual los miembros recibieron felicitacionespor el avance de su quehacer en los últimos cinco años.

jueves, 3 de septiembre de 2015

15 años de la Riso: Sanlope no quiere el silencio



Ver dibujada sobre el papel la letra con tinta de imprenta, hecha libro, su libro, es el idilio de cualquier escritor. Pero hubo un tiempo que aquí a muchos les parecía absoluta quimera llegar hasta alguna editorial, y así podía ser. Con el nuevo milenio, sueño y realidad decidieron ponerse de acuerdo gracias al surgimiento del Sistema de Ediciones Territoriales (SET) en agosto del 2000, una idea alentada por el líder histórico de la Revolución, Fidel Castro.
El proyecto, conocido popularmente como Riso (marca de la impresora), vendría a cambiar de una manera radical y profunda el mapa literario nacional, al ampliar el acceso a la publicación. Esta industria en Cuba ya jamás sería la misma, pues la diversidad levantó bandera.
“Recuerdo cuando llegaron los equipos. Yo estaba por unos días al frente del Centro Provincial del Libro y la Literatura (CPLL), trabajaba allí como editor. Me correspondió recibir la impresora, la computadora, una presilladora eléctrica, la guillotina y los módulos de máster, papel y tinta. Todo llegó con unos documentos de Fidel, alertando que aquello no era para hacer informes u otros documentos burocráticos, sino para estimular las letras en cada territorio.
“A los pocos días me informaron que por orientación del entonces ministro de Cultura, Abel Prieto, debíamos presentar en dos semanas tres títulos en Villa Clara. Yo estaba acostumbrado a la impresión directa en el poligráfico, y dije que eso era imposible. Desconocía la rapidez del equipamiento. Trabajamos mañana, tarde y noche, y los textos estuvieron listos: Se permuta esta casa de Guillermo Vidal, Mujeres de sueño y piel de Renael González y Morir sin los ángeles de Alberto Garrido”.

jueves, 27 de agosto de 2015

Óleo sobre lienzo, título: Yamila (+ audio y video)



Sus cuadros gritan, hablan sin medias tintas, lanzan sus verdades y el público no puede menos que escucharlas, y desgraciadamente, reconocerse además. Porque todos tenemos una amiga o somos ese ser obviado por la violencia y los estereotipos.  Quizás peor, somos el victimario.
La artista se adentra en la constelación interior femenina, convulsa porque la sociedad le depara no solo doble jornada de trabajo, sino también pruebas emocionales más altas. Ante tal urgencia ¡qué le va importar a la pintora si estará en las enciclopedias de aquí a 100 años! Ser útil ahora es la apetencia, por eso siempre las mujeres de sus obras enfrentan la vida mirándole a la cara, con una fortaleza difícil de palidecer, por más ventiscas que se arrimen.
Invariablemente la creadora le da al espectador el gozo de hallarla entre miles.  Su protagonista se cambia de dolores, de vestidos, pero allí está con el cabello negro extenso, el cuerpo estirado, y un montón de palabras esperando por salir y que dice desde una personalidad imponente. Lo figurativo, el tono íntimo y los colores contrastantes ayudan a escribir estas lecturas sobre la naturaleza humana, a la que no teme descubrirle sombras.

jueves, 20 de agosto de 2015

Aleivis, otra musa (+ audio y video)



“Alánimo, alánimo, la fuente se rompió…” Esos cantos fueron su más perfecto arrullo de niña. Las rondas infantiles por un lado y el abuelo por el otro, conminándola a escuchar juntos, como dos tórtolos, el programa Nocturno de Radio Progreso, fueron delineando la constelación sonora de su vida, la misma que enriquecida con tantísimas experiencias le permitirían ser hoy voz prestigiosa en Las Tunas, si se habla de música coral. 
A dicha altura llegó porque un día de esos que parecen normales y terminan siendo lo contrario, mientras estudiaba piano en la Escuela de Arte de la localidad a inicios de los 80, su profesora soviétiva le propuso hacer el pase de nivel en el instrumento que cursaba y en dirección coral. Salió airosa en ambos, pero para su sorpresa, con mejor nota en el último.
Hasta La Habana se fue a aprender. No eran tiempos fáciles, inicio del Período Especial. Vivió lejos de casa envuelta en una nostalgia que apretó en el pecho con la ayuda de mamá. Hizo la carrera disfrutando todo el conocimiento, la sensación de escuchar y sentir las voces, pero sin pensar en qué haría al final.
El ejercicio de graduación le abrió los ojos al comprender lo duro y serio de formar un coro. En septiembre del 92 regresó a Las Tunas e inmediatamente otro maestro de la música y la existencia, Cristino Márquez, le dio la tarea de armar uno. Lo hizo, y empezó a andar. 12 meses después de iniciada la aventura, nació Euterpe, el 28 de septiembre de 1993. ¿Cuánto duraría?, quién sabe, Aleivis Araúz Batista se dejaría sorprender por la vida.

lunes, 10 de agosto de 2015

Ortodecimante: escribir bien, la décima invita


La semana pasada se presentó en el Pabellón Cuba, La Habana, el fonograma Ortodecimante, Premio Cubadisco 2015 en la categoría CD–DVD didáctico. Ese producto mucho tiene que ver con Las Tunas.  



Guillermo Castillo Ramírez habla como lo que es, un maestro primario. Vedado 3, en Jesús Menéndez, conoce bien de sus dones. Explica con parsimonia cada parte de esta historia, cada capítulo del hermoso objeto que trae en las manos. Él, nunca imaginó que aquellos primeros intentos suyos por iluminarles con versos la mente a los alumnos, terminaría en un Premio Cubadisco 2015. Qué va, quién podía predecirlo.
Conversa y al mismo tiempo abre el CD–DVD Ortodecimante, salido a la luz este año por Bis Music, sello discográfico y casa editorial de Artex. El solo diseño de la obra ya enamora, qué diremos de su interior. Guillermo quiere contarnos todo y lo hace.
“Ortodecimante es un neologismo, orto viene del griego, significa recto y se acepta también correcto, al tiempo que nos acerca a la ortografía, entonces hablamos de recta escritura; y decimante, relativo a la décima.
“Yo como maestro y amante de nuestra estrofa nacional veía en ella un recurso inteligente, que puesto al servicio de la educación y a través de imágenes estéticas sería, además de extraordinario medio de enseñanza, una vía capaz de poner a los niños en contacto con los más disímiles conceptos y conocimientos de la vida.
“Preocupado por la lengua materna, me di a la tarea de crear décimas que llevaran implícito el mensaje ortográfico, pero que a la vez sirvieran de vehículo para transmitir pensamientos educativos e instructivos en todos los ámbitos culturales.

martes, 4 de agosto de 2015

Los arpegios de Elvira (+ video)



Quizás cuando la abuela la descubrió con los dedos sobre la cómoda simulando el toque de piano, mientras una hermosa e imaginaria melodía envolvía la casa, el destino lanzó su más clara señal. La entrañable mujer, bajo cuya tutela estuvo desde niña, captó la contraseña y no paró hasta verla entrar a una escuela de música.
La guitarra al final ganó la partida, y La Habana la vio empinarse hasta llegar a la Universidad de las Artes. Al vencer en el Concurso Nacional del instrumento (1991) desterró cierta tranquilidad que había caracterizado los primeros años de estudio, y supo que podía ser concertista.  
Recibió clases magistrales de personalidades de Cuba, Japón, Israel y Grecia, mientras en el aula, tuvo el privilegio de escuchar de cerca la voz de maestros como Jesús Ortega y el argentino Víctor Pellegrini. 
Al graduarse en 1996 con Diploma de Oro, inició en la Escuela Nacional de Arte el camino del magisterio, que le dura hasta la actualidad. Un año antes participó en el nacimiento de la hoy prestigiosa orquesta de guitarra Sonantas Habaneras, dirigida por Ortega, de quien se convertiría en su “mano derecha”, como él mismo dice. En esa agrupación estuvo por casi tres lustros y ejerció como solista y subdirectora. Han pasado dos décadas de aquella fundación, la cual marca también su inicio en el quehacer profesional.
Por locura divina, y para suerte nuestra, de eso no tengamos dudas, el amor la trajo a Las Tunas. Sin importar las oportunidades que perdería, apostó por la familia. Ahora, dos pequeñines, Carlos y Diego, merodean intranquilos a su lado. En los hijos encontró las ovaciones más prolongadas.
Aquí ya ha tejido renombre al apoyar el surgimiento del encuentro de orquestas de guitarras y ser la entrenadora de la primera alumna de la especialidad en la provincia que alcanza un premio en el Festival Internacional de La Habana. Apenas comenzamos a descubrir su virtuosismo. De Elvira Skourtis escucharemos más, hija de griego y cubana, nieta de rusos y españoles, suficientes colores para su guitarra.

jueves, 30 de julio de 2015

Una guerrera llamada Josefina




La vemos pasar y uno lo sabe, ella no es de las que se rinden. Que lo diga si no Onilé, compañía folclórica tunera, con 20 años cumplidos este 2015. Cada día, semana, mes, esa cofradía ha sido su batalla, un fuego cruzado de alegrías y sinsabores.
Desde pequeña le gustaba cantar, y aún adolescente se fue a la escuela del Caney de las Mercedes (Granma) para ser instructora de arte. Entró en las especialidades de música y danza, y una vez allí las profesoras de esta última manifestación casi le rogaban porque se quedara sola con ellas: “Mija ven para acá”, insistían, alegando su estilo y tamaño.
“Y menos mal que fui, como cantante no hubiera tenido mucho futuro”, dice la entrevistada de La Rendija y sonríe con picardía.
En 1977 la casa de cultura Tomasa Varona la recibió. Pudo quedarse en tierra granmense, pero quiso volver, tenía la ilusión de fundar algo bueno aquí, en su  hogar. Con esa brisa de aire fresco inició un camino que no cerró hasta 14 años después. A todos los niveles le acompañaron resultados elogiosos, y sentó cátedra en su labor. Fue vanguardia nacional durante una década, pero  ella, Josefina Taylor, buscaba algo más. Una guerrera nunca se detiene. Ya usted lo verá, lector.
¿Cómo nació Onilé?
Cada instructor debía tener un grupo representativo. La directora de entonces de la “Tomasa Varona” me pidió montar una danza española con niñas preciosas y rubias. Esa fue su orientación.
Me puse a indagar en mi barrio, en el reparto México, allí habían santeras y otras personas que preservaban la herencia yoruba. Acerqué varios de esos focos a la casa de cultura, montamos las coreografías y ensayábamos en cualquier lado.
El día de la presentación, invité a todos los directivos de Cultura. No había danza española, ni niñas rubias. Todo era muy cubano y muy negro. Por supuesto, causó disgusto en algunos, porque la discriminación racial existía y existe aún, pero yo no me detuve a pesar de los tragos amargos.

martes, 21 de julio de 2015

Escapar al delirio de Niurbis




Hace muy poco salió su tercer libro, todavía lo abre y huele a tinta fresca, a camino virgen. El poeta Carlos Zamora, al comentar ese texto, nombrado Estaciones o escapar al delirio, llamó a la autora una voz cálida y entre las décimas y los sonetos del título, elogió la altura de las primeras.
"Aquí no encontrarán los ardides del rebuscamiento ni del esoterismo -subrayó-, es una poesía diáfana, natural, como la espontaneidad del beso o la caricia matutina, con el dolor a veces de la nostalgia por lo perdido, el escepticismo o el optimismo que se impone a la adversidad. Más que palabras, hay desgajamiento".
Es posible que Niurbis Soler se entere ahora mismo de tales opiniones, las leerá y sentirá suyas, porque le interese sobremanera esa entrega de sí. Chaparra (municipio Jesús Menéndez) la ha visto por décadas hacer de la literatura su espacio más sanador, y a la misma vez, más desafiante. La Rendija quiso saber, quiso descifrar a Niurbis.

martes, 14 de julio de 2015

Yunior y su viaje a un país llamado décima



Cuando fue a recibir el premio dijo no sentirse a la altura de los anteriores vencedores, pero que estaba complacido de caminar por donde ellos habían andado. Mientras hablaba, su voz, cuerpo y mirada delataron la emoción que paseaba gustosa dentro de él.
La mayoría de los presentes celebraron el triunfo, y afirmaban: "Es un muchacho bueno, se lo merece. Su talento necesita reconocimiento". Y es que no pocos conocen de la laboriosidad y sencillez de Junior Fernández Guerra, posicionándolo con más honores entre lo mejor de los noveles autores tuneros.
Con el cuaderno Extraños ritos del alma. Antología de voces en la niebla ganó el Concurso Cucalambé en Décima Escrita 2015, entregado durante la 48 Jornada Cucalambeana, fiesta defensora de las tradiciones campesinas.
Este joven de 31 años sobresalió en la decena de propuestas analizadas, al decir del jurado, por el nivel de diálogo con poéticas ya referenciales en la espinela de la Isla; la concepción del libro como un todo, desde las motivaciones hasta la atmósfera que se recrea, y una reescritura que asentada en la posmodernidad enaltece el concepto y cuestiona los límites formales.
La temática del suicidio late como hilo conductor de las páginas. "Conversando con un amigo me di cuenta de que la mayoría de los escritores que había leído, todos se habían suicidado. Pensé qué puede impulsar a una persona a quitarse la vida", comenta Fernández Guerra.

lunes, 6 de julio de 2015

48 Jornada Cucalambeana, a media luz



Sentada en el balcón, con la mirada y el cuerpo reposados, deja que las imágenes vaguen a todo color en su mente. La 48 Jornada Cucalambeana se despidió hace pocas horas, el primero de julio, pero no puede evitar esa suerte de largometraje que ahora mismo su memoria proyecta. 
Ve a las artes plásticas alzarse como abanderadas. Percibe mayor calidad desde lo tradicional y artístico en la muestra, como el Salón de Paisaje, Artesanía y Décima Ilustrada, en el que triunfaron, respectivamente, los tuneros Ángel Luis Velázquez, Ismari Milanés González, y el dúo conformado por Antonio Luque y Martha Cruz Hernández.
Lo diverso le perteneció esta vez a la manifestación, y para alegría de todos, lo perpetuo también, gracias al mural de Jesús Vega Faura (Las Tunas), inspirado en las historias de su ciudad, y el de Rogelio Fundora (Mayabeque), de manos de la Flor deBirama.
Se unió con ribetes mayúsculos, a pesar de no pocos contratiempos e insensibilidades, la ambientación del restaurante El Colonial, realizada por el consagrado artista Nelson Domínguez, quien tuvo la colaboración del escultor habanero Sergio Fernández.
La Jornada continúa su recuento y escucha las gracias de México y Ciego de Ávila por la dedicatoria (Vea más sobre lapresencia avileña). El país de Benito Juárez llegó con una delegación bastante completa, que dejó experiencias de los afanes por preservar su patrimonio musical; mientras, la provincia invitada abrió las puertas para futuras claves de trabajo conjunto, como lo demostró la exposición de artesanos de casa y avileños. El poeta Raúl Ferrer, en el año de su centenario, también tuvo la reverencia en un acercamiento teórico enjundioso.

lunes, 22 de junio de 2015

La décima busca otro paraíso




Hablar de la décima y su poder expresivo siempre presupone tocar el alma de este país; oler el amanecer o mirar hacia arriba en busca del penacho de una palma; pero también implica adentrarse en los más locos, superfluos, dramáticos o profundos dilemas del ser humano, porque así de extensos son sus brazos.
Los poetas ahora mismo en Cuba se pregunta si la llamada estrofa nacional, aquejada de cierto inmovilismo, anda irremediablemente en un período de oídos sordos a la novedad. Sueñan con que despierte de ese letargo, en caso de que el tiempo confirme el triste diagnóstico.
Su historia merece la oportunidad de avivarla. “De lo mejor que se ha escrito en la poesía cubana de cambio de siglo (del XX al XXI) fue la décima. El gran salto de los años 90 vino con ella, y ahora esto no pasa, debemos provocarnos a entender por qué, y ayudarla a retomar su lugar privilegiado”, comenta  el escritor tunero Carlos Esquivel, tres veces ganador del Concurso Cucalambé, certamen icónico de esta variante.
MIRAR EN TODAS DIRECCIONES
Para el autor camagüeyano Diusmel Machado era lógico esperar la calma actual, luego de más de una década de experimentaciones. Y advierte una circunstancia interesante.
“No existen, como años atrás, grandes giros en la creación decimística, pero tampoco podemos negar que entonces su estadio era bastante prematuro. Le estaban negadas de manera ridículamente dogmática tantas libertades, que fue casi fácil encontrar algo nuevo al dinamitar su estructura e incorporarle cambios gráficos, sintácticos y sonoros”.  
Los cultores del metro lo entienden y por eso, a la vez que un numeroso grupo asegura el estancamiento, no dejan de reconocer la existencia de voces atendibles en el presente nacional.
Alexánder Aguilar, de Granma, considera que el dios Cronos dirá a quién salvar, y habla de libros recientes que sí han logrado la comunicación con el público. Agradece, junto a figuras internacionales, el legado de nombres como el propio Esquivel, y los holguineros José Luis Serrano y Ronel González que mostraron otro camino en la deconstrucción y la carga de contenido de la décima.
VERSO ADENTRO
En algún momento, quizás con buenas intenciones, se convirtió a la espinela en un género independiente, “competimos en narrativa, poesía y décima, como si esta no fuera también poesía”, afirma Carlos. A lo que Ronel González agrega: “Esas separaciones terminaron por hacerle daño a la expresión poética”.
Y aunque a alguien le pueda parecer improbable luego de conocer el currículo de la estrofa, resulta un hecho la subvaloración de su presencia. Dicha realidad anda tan entronizada que a ningún escritor se le ocurre participar con un cuaderno de octosílabos en establecidas  y generales justas literarias de la nación, saben de antemano cuál será el resultado.
“Hoy en el país se premian obras que no tienen alma, y las revistas con frecuencia legitiman una escritura sinflictiva. Yo sigo apostando por la poesía, que incluye a la décima”, explica González. 
El Concurso Cucalambé desde su nacimiento en la década del 90 se convirtió en el trofeo anhelado por todos los seguidores de la vertiente. En estos momentos intenta reconectarse con esa popularidad, tras su descalabro en el 2010, cuando perdió el respaldo en metálico. La segunda muerte de El Cucalambé, reseñaron algunos al conocer la trágica noticia.
Sin embargo, tanto experimentados como noveles, aunque agradecen los esfuerzos locales por no dejar morir el premio, consideran que la alternativa encontrada de pagarles recitales a los ganadores, constituye eso, una alternativa, “no su propio camino, y merece el monto al directo como otros certámenes”, puntualiza Liliana Rodríguez, de Puerto Padre, la joven que con menos edad obtuvo ese laurel.
La publicación de los textos victoriosos late entre los desasosiegos. En las últimas convocatorias, amplias demoras en la salida y la presentación han sido las constantes del capítulo, sin remedio al parecer en este año tampoco. Por una cuestión de armonía con el objetivo del lauro y el programa cultural de la provincia resultan inadmisibles tales sucesos. Liliana, por ejemplo, tuvo su guirnalda en el 2013 y aún no ha visto la totalidad de los ejemplares terminados.
Encontrar mejores soluciones le cambiará el rostro a un panorama necesitado de más diálogo, abrazo y debate. Ese ambiente en alguna época determinó. “Recuerdo –dice Machado- que los encuentros eran tan ricos y estimulantes que te seducían”.
LO QUE SOMOS
Se acerca la Jornada Cucalambeana, y la cita no puede dilapidar, como aconseja Esquivel, su poder cultural y la impronta literaria, esta última a veces tenida a menos en su programa, aun cuando el homenaje lo inspira Juan Cristóbal Nápoles Fajardo, un escritor.  
Haya o no espacio, Ronel aboga por la autenticidad de cada poeta, no valen las modas, ni “seguir las falsas jerarquías que se imponen, validando una propuesta que obvia otras por caprichos, insensibilidades y falta de conocimiento”.
Mientras, el matancero Carlos Zamora, quien en Las Tunas empezó a hacer la décima como ejercicio serio de manos de Renael González, deja claro que este molde estrófico no ha perdido para nada su capacidad comunicativa.
“Ningún metro es una cárcel. Lo mejor de las tradiciones hispanas tiene que ver con el metro y dentro de ellas, la décima. Cultivarla constituye un tributo a nuestros ancestros literarios. Lo importante es qué expresa, incluso de qué manera se presenta, nada laudatoria o mimética, sino que a partir de las formas tradicionales se busquen los mismos mecanismos innovadores que existen en otros lenguajes no métricos”.
Un largo sendero queda por tejer. Desde esta provincia bien se puede aportar más para construirle nuevamente el paraíso a la estrofa nacional, ahora algo deshojado, pero con la promesa firme de no permitirle la entrada al olvido.

jueves, 18 de junio de 2015

Plaza Martiana, nuestra



La vemos muy a menudo, caminamos por ella, y aún no la valoramos lo suficiente.  Olvidamos o siempre hemos ignorado su historia. Es única en Cuba, y su foto ya nos identifica. Detrás del mármol que le da forma hay relatos de vida verdaderamente apasionantes, escritos por todo aquel que ayudó a levantarla.
Hablo de la Plaza Martiana. Se hizo en pleno Período Especial, en sus cimientos faltaron los ladrillos de cerámica proyectados en los trazos iniciales y que fueron  sustituidos por otros; los trabajadores apenas tuvieron suministros alimenticios, todo escaseaba; pero el amor, anduvo millonario.
Su construcción tiene de ciencia, de historia y hasta de milagro, no es solo un monumento a la obra del autor de La Edad de Oro, que ya eso bastaría para la sempiterna reverencia; es una prueba viva, y no digo viva gratuitamente, de la creatividad humana. El estudio sobre las coordenadas solares y las sombras que respalda su existencia causaron admiración y todavía lo hacen.

jueves, 11 de junio de 2015

El cine cubano exige mejor fotograma



Tiempos complejos le han tocado a Roberto Smith de Castro, al frente del InstitutoCubano de Arte e Industria Cinematográficos (Icaic), quien fue promovido al cargo en el 2013. La institución impulsa un ejercicio de reflexión colectiva, del que busca salir airosa, más moderna, eficiente y con sus ojos y oídos realmente puestos en las dinámicas que marcan la actualidad en su universo. Pero no es un proceso fácil, verlo de otra manera implicaría una lectura simplificada.
 
No obstante, si hay que caminar sobre piedras habrá que hacerlo porque al sistema audiovisual en el país le urgen esos estremecimientos, para liberar sus potencialidades creativas, productivas y artísticas. Smith de Castro lo sabe, y quizás, la formación como psicólogo le da mayores luces para el entendimiento, aunque sin dudas sus décadas en los pasillos del Icaic le permiten comprenderlo mejor.

Son muchas las demandas de los cineastas, y aunque se avanza lento, el Presidente asegura que se hace de manera firme, con el apoyo total de la Dirección del país. No es un tema sobre el que da declaraciones a menudo, el carácter oficial que marca hoy esta discusión y las propuestas al Gobierno cubano que están por aprobarse, le imponen ser cuidadoso.

Por eso, los periodistas tuneros le agradecimos sobremanera la deferencia de responder nuestras preguntas, durante su visita al 22 Festival de ApreciaciónCinematográfica Cinemazul.

lunes, 1 de junio de 2015

Claustrofobias, para salir al mundo



Pocas horas faltan para que Las Tunas reciba a 10 proyectos de todo el Oriente cubano que competirán en los XVI talleres de intercambio de experiencias La Cultura y los Proyectos de Desarrollo Local y Comunitario, para elegir las mejores prácticas, capaces de satisfacer necesidades espirituales y fortalecer valores sociales.

La cita, convocada por la Oficina Regional del Centro de Intercambio yReferencia-Iniciativa Comunitaria (Cieric), la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) y el Consejo Nacional de Casas de Cultura (CNCC), sesionará del 4 al 6 de junio y constituirá un momento de capacitación y diálogo entre los diferentes actores.

La provincia de Santiago de Cuba contará con el mayor número de representantes. El proyecto de promoción literaria Claustrofobiasresalta por su singularidad en esa nómina. Cuatro jóvenes impulsan esta idea que anda tras una de las más notables carencias del panorama de las letras en la Isla. No han importado las piedras en el camino, preocuparse por el otro les es más importante que las incomprensiones.

En cualquier punto del país si hay un evento de escritores podemos encontrarlo, nunca de vacaciones, siempre buscando con ejemplar responsabilidad nuevos temas para promocionar y seguir. Alguna vez habrá que agradecerles el altruismo, pues con recursos propios han llegado muy lejos. Ahora hasta planean abrir una librería en la casa de uno de ellos, y ese nuevo servicio se integrará a su página web (que permanece en dominio .com, a pesar de su interés de que sea .cu) y la editorial digital que ya impulsan.

Conversamos con el poeta y narrador Yunier Riquenes, vicepresidente de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) en la tierra santiaguera y uno de los líderes de Claustrofobias, iniciativa que existe para lanzar al mundo el nombre de muchos literatos, pero también para buscar nuevos lectores.

martes, 14 de abril de 2015

Cuentos de Feria



El pequeño Gian poco a poco va ganando confianza con sus nuevos “juguetes”, por cierto, muy diferentes a los otros. No se parecen a sus carritos multicolores, animales de plástico o al viejo caldero que a cada rato le roba a la abuela, olvidándose de todos los sofisticados entretenimientos que le rodean.
La 24 Feria Internacional del Libro trajo a casa esas novedades. Y es que mamá intenta inculcarle el apego por la lectura, puede que lo logre y quién sabe si algún día cuando Giancito sea famoso declare a la prensa: “El gusto por leer me lo enseñó mi familia”.  Quién sabe. Por lo pronto, deseemos larga vida a los noveles “inquilinos” entre sus manos y sueños.
Una pequeña buena historia de las varias que ojalá haya incentivado en los hogares tuneros la gran cita literaria, la cual, para borrar la amargura de la anterior convocatoria, vino parapetada de una amplia legión de propuestas, y las expectativas se cumplieron.
Por fin decimos que el público pudo elegir, dejarse sorprender, sentir que valió la pena hacer la cola. Todavía el domingo quedaban diccionarios básicos escolares, aun cuando resultaron por mucho los textos más vendidos. Por fin tuvimos una fiesta, no un disgusto.

jueves, 9 de abril de 2015

Un desobediente llamado Carlos Esquivel



La lista de premios nacionales e internacionales, sus 22 textos publicados, las críticas elogiosas y otros tantos inventarios bastarían quizás para saber quién es Carlos Esquivel, pero usted no permita que esos rastros lo alejen de lo que no puede dejar de hacer: leerlo.  
La 24 Feria Internacional del Libro en Las Tunas estuvo dedicada a este importante autor. La Rendija no quiso perder la oportunidad de ir tras algunas señas que nos ayuden a descifrar su perenne osadía literaria.
Siempre tiene que haber pelea dentro de ti, después hacia afuera, eso es la literatura. Así dijiste, entonces ¿vives en combate?  
El escritor siempre tiene batallas que enfrentar, desafíos que cumplir, la competencia ocurre en una perpetua caída al interior. El caos, el orden del caos accidenta la travesía donde la apuesta del escritor es que tiene que estar decir la verdad, sea cual sea.
La verdad de la literatura, es la del hombre enfrentado a una realidad;  enfrentado a los problemas del prójimo, a un caos interior que a veces procura, pretende y a la misma vez provoca el verdadero desafío del escritor; esa pelea que es una total, perenne, y que distiende otros desafíos tan normales para los demás. La literatura es, debe ser, un enfrentamiento a muerte contra la mentira.

miércoles, 1 de abril de 2015

Los Aztecas del Balcón avanzan en su conquista



Tienen solo un año y pocos meses de vida y ya arrastran tanto público como si fueran consagrados del proscenio. A primera vista hay algo a su favor: cantan música mexicana, que es como decir en el Oriente cubano, “pan caliente"; pero una segunda mirada nos permite descubrir más: son niños con gran fuerza interpretativa y gracia artística, que poco a poco avanzan en su ejecución y desenvolvimiento escénico.
La compañía Los aztecas del Balcón nació a finales del 2013 y su padre, Adalberto Garcés Viamonte, conductor hace cinco años del popular espacio Ecos de México de la emisora provincial Radio Victoria, jamás pensó llegar tan lejos.
“El proyecto es sin dudas, hija del programa. Los niños empezaron a escribirnos y  comprendí que había que hacer algo por esos muchachos. Convocamos a un concurso de interpretación y participaron 80 infantes, no solo de Las Tunas, sino también de las provincias vecinas Camagüey y Granma. Llegaron a la final 15 pequeños, y con ellos hicimos la agrupación, en la que hay un granmense", comenta Garcés Viamonte.
Con el empuje de los noveles cantantes y sus progenitores, así como el apoyo de diferentes organismos, el elenco ha logrado vivir disímiles experiencias, llevando sus temas hasta comunidades rurales, pelotones cañeros, instituciones y disímiles localidades tuneras. La popularidad ya dejó de ser una quimera. 

jueves, 19 de marzo de 2015

Premio de Periodismo Cultural Rubén Martínez Villena: A la tercera va... Gianny



                                                                  
Pensaba que mis frases de elogio serían las únicas que se dirían porque a este colega bisoño hay que reconocerle su sensibilidad, capacidad de trabajo y sentido para encontrar historias y contarlas desde donde mejor se puede ver la complejidad y hermosura de la existencia, el rostro humano.

Pero no, él terminó la entrevista, o mejor dicho, nuestra conversación, diciendo que yo lo había inspirado mucho y que cada viernes me lee en el semanario 26 para buscar ese aliento. Entonces, fuimos dos cazadores cazados. Tuve así otra razón para sentir el orgullo que hace tiempo me nace por las más noveles generaciones de periodistas tuneros (de las que felizmente soy parte), alejadas de posiciones de rivalidad entre unos y otros, y con su más excelso trono en el compañerismo. Buen futuro se vislumbra desde ese encuadre.
El diálogo sucedió minutos antes de comenzar el acto provincial por el Día de la Prensa Cubana. Sin importar el ambiente festivo, debía conseguir hablar con este joven espigado del telecentro TunasVisión, porque faltaban pocas horas para que le entregaran en la capital nacional el Premio de Periodismo Cultural Rubén Martínez Villena, en la categoría televisiva.
Lo que Gianny López Brito no sospechaba es que mis motivaciones no estaban solo en el lauro convocado por la dirección nacional de la Asociación HermanosSaíz, sino en el deseo que tenía, desde mis preguntas, de agradecerle su entrega y la conciencia que se ha logrado formar sobre la responsabilidad social de nuestra profesión, a solo dos años y medio de haber salido de las aulas universitarias.
Gianny concursaba por tercera vez en ese certamen, en la primera era aún estudiante, en la segunda se estrenaba como trabajador. Pero solo ahora, en la tercera, como caprichosa comprobación de cierta "ley" del destino, su nombre luce entre los galardonados.

jueves, 12 de marzo de 2015

Donde Jorge Luis puso la vida


Está considerado ahora mismo uno de los mejores autores para niños y niñas en Cuba. Esa pudiera ser su presentación, pero como “pequeño malcriado”, él prefiere hacerle una mueca a lo solemne, a las categorías impuestas y nos pide mirar más allá. Y lo hacemos. Vemos cómo a veces desde el humor, la ironía, en otras desde lo lírico, y casi siempre ataviado de versos, nos entrega una literatura fresca y contemporánea, no solo para los locos bajitos de casa.

Cuando cursaba el tercer año de la carrera pedagógica de Biología, escribir se le presentó como un camino del que no podría escapar jamás. Hoy es miembro de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac), tiene 12 libros publicados, trabaja como periodista en la emisora Radio Libertad y no cesa de romper con fórmulas establecidas, tradicionales. Se aleja de vetustas moralinas, y prefiere sugerir más que explicitar.
Cerró el 2014 con el Premio UNA-Palabra que otorga la Universidad Nacional de Costa Rica, y el 2015 lo recibe con dos textos que serán presentados en las Tunas durante la 24 Feria Internacional del Libro, del primero al 5 de abril. No digamos más. Jorge Luis Peña Reyes tiene mucho por compartir.

jueves, 5 de marzo de 2015

En el jardín de la prensa en Las Tunas una Rosa floreció



Conocí a mi entrevistada cuando yo apenas era una pichona de periodista, durante las prácticas de segundo año en Radio Victoria. El ambiente general se mostraba esquivo al recibimiento soñado por todo estudiante, pero ella estuvo allí para ayudarnos a “engrasar” aquellas “puertas”, y ponerlas de par en par.
El “hada madrina” era una profesional de amplísima trayectoria, con más de tres décadas de ejercicio, en las cuales su crédito señoreó primero en el periódico Sierra Maestra (Santiago de Cuba), luego en la corresponsalía tunera de la Agencia de Información Nacional, más tarde en el  diario 26, y desde inicio de los años 90 del pasado siglo en la Emisora Provincial, colaborando además con espacios científico-técnicos de TunasVisión.
Entonces los noveles desconocíamos su currículo, y otros tantos pasajes como ese ansioso entusiasmo que se adueña de sus palabras, cuando teoriza sobre el placer de la noticia fresca, el buen titular y la responsabilidad de ser la voz que dirá a los otros. Si quieren brillo en sus ojos menciónenle, por ejemplo, las noches de cierre en 26,  revisando los teletipos en espera de una información “de pegada”. Justo allí recibió la nota sobre la primera Guerra del Golfo. “Entró a eso de las 7:00 pm”, recuerda.
Al no saber, tampoco en aquel tiempo la visualicé con agenda y preguntas de por medio con figuras como Luis  Gardey, Estela Raball, Ana Belén y Silvio Rodrígez; ni con lauros nacionales, ni al frente de redacciones en la publicación periódica del territorio o en “Victoria”, procurando ser más que jefa, compañera de equipo.
Por estos días, cuando se acerca el Día de la Prensa Cubana, quiero compartir en La Rendija esta conversación que tuve con Rosa Velázquez Pérez hace unos años atrás, a propósito de ella recibir el Premio Provincial por la Obra de la Vida Rosano Zamora Padín. Ese fue mi pretexto para llegar a su casa, realizarle las preguntas que nunca le hice antes y conversar a piernas sueltas. Alguien le llamaría a nuestro diálogo entrevista; para mí, fue la manera de darle las gracias a Rosita.  

martes, 3 de marzo de 2015

El caso de Ángeles y… botellas



Algunos nos llamarán incivilizados, bárbaros, salvajes; otros más académicos podrán nombrarnos zafios, aviesos y cerriles. Y para cada calificativo habrá razón.
Antes de decir más prefiero hacer una “declaración de principio”: no sigo a  Ángeles, considero que explotan demasiado su imagen y hacen poco caso a la  búsqueda musical. Pero qué le va a importar eso al batallón adolescente (y no tan bisoño) que como norma de la edad pondera la apariencia física y por eso, le regala desmayos y gritos cual rutina de comportamiento.
Debemos entender, ese público merece su espacio, al tiempo que como sociedad no cejemos en el intento de ayudar mientras crece en su formación estética. Digo esto para que nadie me crea fan, y no enturbie las razones del presente comentario.
Una botella no, tres, marcaron la diferencia entre otra historia de idilio con sus seguidores y una de terror. La primera paró el concierto cuando apenas estaba en los inicios, la segunda le dejó como recuerdo tres puntos en la frente al guitarrista y la tercera fue la apoteosis.
Después ya nada tuvo remedio, decepciones de ambas partes (que llevaron a algunos a reclamar violentamente su dinero) resultó el saldo de una noche que se anunciaba intensa, y en verdad lo fue, pero en sentido contrario a como la imaginaron sus actores.

jueves, 26 de febrero de 2015

Para estremecerte mejor

El que quiera sentir cómo el cine es capaz de estrujarte, avasallarte, dejarte exánime frente a la pantalla, a solas con tu silencio, con el susto de imaginar cuán oscuros podemos ser los humanos; el que quiera sentirlo, debe ver la película Canino (Grecia, 2009), o Colmillo, nombre con el que América Latina la recibió, comandada por Giorgos Lanthimos (Atenas, 1973).

Este drama con visos de terror psicológico y unos 96 minutos de duración, desfiló por una larga lista de certámenes cinematográficos, más de 40; y lo escogieron para competir por Grecia en los 83 Premios Oscar (2010) en el apartado  de mejor filme de idioma extranjero. Tampoco le resultaron esquivos los lauros, uno de los más renombrados fue Una Cierta Mirada (Un Certain Regard) en el Festival de Cine de Cannes, que se otorga en la homónima sección del concurso a realizaciones "originales y diferentes" que buscan el reconocimiento internacional.
Con carrera ascendente en la dirección de teatro y televisión, y otros largometrajes a su haber, Lanthimos, a veces comparado con Michael Haneke (Múnich, 1942) nos entrega una inquietante, desbastadora e inmensa cinta que por poco común ya se gana nuestro crédito, pero que no deja ahí su intento de colonizarnos, de perturbarnos.
La sinopsis anuncia problemas, y en verdad los hay: Una familia (padre, madre y tres hijos) vive en las afueras de la ciudad en su casa rodeada por un alto muro. Los vástagos, por decisión de sus padres, nunca han salido de la casa ni tenido contacto con el mundo exterior. Su educación, aficiones, juegos,… se ajustan al modelo impuesto por los progenitores. La única persona con permiso para entrar en la vivienda y romper su férreo aislamiento es Christina. El regalo que hace a una de las hijas tendrá importantes consecuencias.

viernes, 20 de febrero de 2015

Sanlope marca territorio en la Cabaña

¿Quién sabe cuántas personas hay en San Carlos de la Cabaña este viernes? Con seguridad ese guarismo se desvanece entre miles de visitantes que desde el pasado 12, día inaugural, buscan las novedades literarias y las opciones culturales de la 24 Feria Internacional del Libro, en su capítulo habanero.
Justo hoy, en alguna de las salas de la otrora fortaleza militar, la editorial Sanlope presenta seis textos. Ojalá, no pocos lectores de esos millares obvien el casi siempre veleidoso cartelito “de provincia” y se aventuren a escucharla. Si lo hacen, encontrarán un sello que, luego de desgastarse entre el blanco y el negro de sus cubiertas, ha entendido que la cuatricromía y los diseños atractivos no son una opción, sino los tonos obligatorios de esta época.
Hallarán una casa editora que hasta el último momento estuvo con el “creo en la boca”, porque los insumos no llegaban a su taller, y sin ellos muy poco se podía hacer. Por eso los títulos previstos cambiaron una y otra vez, y aunque varios periodistas tuvimos que “redecirnos” con bastante frecuencia, alentaba el hecho de que la Sanlope siguiera anunciando su presencia. Y lo logró